Entrevista al presidente en funciones de la Generalitat Artur Mas en el programa .CAT

mas

Hoy, el señor Mas ha jugado su última carta en televisión. Sabe que si va a las elecciones de marzo lo tendrá muy difícil para seguir al frente de la Generalitat.

El programa .CAT de TV3 ha realizado una entrevista al presidente en funciones de la Generalitat de Catalunya, Artur Mas. La idea central ha sido que han hecho lo que han podido por iniciar el proceso de independencia pero que la CUP se lo ha impedido, aún habiendo hecho éllos muchísimas cesiones. También ha demostrado cierto victimismo en algunas ocasiones, dando a entender que nadie le quiere y que le quiere echar todo el mundo (Madrid, la CUP…)

Casi al final de la entrevista, y con un papel en la mano, ha empezado con su campaña para marzo (dando así por perdida cualquier posibilidad de acuerdo con la CUP). Ha hablado de Grecia y de populismos. Todos sabemos que cuando se habla de Grecia, de populismos, etc, es para atacar a la formación política Podemos, ganador en Cataluña en las últimas elecciones generales españolas. Entre otras cosas, Mas ha acusando a Tsipras de que hizo lo contrario a lo que salió en el referéndum y de que haber vendido patrimonio público, cuando la Generalitat colgó el cartel de ‘se vende’ a su patrimonio, cosa que hizo para parar los «recortes impuestos desde Madrid», y así empezar con la venta de patrimonio y privatizaciones (como la de Aigües Ter-Llobregat, la mayor realizada en Cataluña y anulada por el TSJC).

Cuando hablaba de los «recortes impuestos desde Madrid», debería recordársele a la audiencia que CDC votó a favor de la Ley de Estabilidad Presupuestaria en 2012, en la que se instauraban por ley los recortes en España.

La justificación de todo esto según Mas es que «el marco europeo ha elegido este tipo de políticas pudiendo haber elegido otras» (sic), y que no tienen fuerza individual para cambiar esto, ya que Cataluña no puede hacer nada porque no es un estado… y que para «romper» todo esto, están haciendo lo que están haciendo.

O sea, que quiere un estado para poder ir a Europa y así poder cambiar esas políticas de austeridad, recortes, etc. ¿Pero no dijo cuando hablaba de Grecia, que a Tsipras no le habían dejado? Suena contradictorio, quizás porque a lo mejor no está buscando esto, sino otra cosa. A buen entendedor…